La importancia del confort en casa para los niños

¿Alguna vez has pasado tanto frío que no podías estudiar o trabajar? Yo sí, y no es fácil si esa situación es en tu propia casa… parece que el invierno dura todo el año, y cuando no puedes estar a gusto en tu propia casa se nota. Los niños son mucho más sensibles a todo esto que los adultos, y es importante que la casa sea confortable para ellos, tanto por su comodidad como para su desarrollo.

Os dejo la infografía que ha realizado Gas Natural para concienciarnos sobre la importancia del confort para niños, en especial para los bebés que están a punto de llegar.

Infografia calor y confort en casa con calefaccion

El confort en casa es imprescindible para el correcto desarrollo del niño:

Evita corrientes de aire: Es imprescindible revisar el aislamiento de casa, si quedan ranuras en puertas y ventanas, coloca burletes para evitar que el calor escape.

Reparto uniforme del calor: Es necesario caldear toda la casa de manera simultánea, si sólo calentamos una habitación el calor escapará al resto de la casa, pero no se llegará al grado de confort en ninguna habitación.

Sígueme para ver nuevos vídeos:

Agua caliente que no se acaba: Creo que no hace falta más explicación… no hay nada más temido que el agua fría en mitad de una ducha caliente.

Un hogar cálido como el vientre materno: Un recién nacido necesita bienestar y descanso. No se debe sobrecalentar la habitación para ellos, pero si mantener una temperatura en la que se encuentre cómodo, ni mucho calor ni mucho frío.

La eficiencia se basa en “conseguir mucho con pocos recursos”. El gas natural lo cumple, con poca energía consigue el calor que necesites para conseguir el máximo grado de confort en tu hogar.

Su instalación rápida y sencilla. En pocos días y, prácticamente sin obras, lo tendrás instalado. Además también proporciona agua caliente y cocinar en la cocina.

Si os digo la verdad, yo ahora no lo tengo y lo echo de menos, porque aparte de tener la casa más calentita que nunca, saber que no se acaba el agua caliente en la ducha no tiene precio, en el sentido figurado, porque no sale nada caro comparando con la calefacción eléctrica.

 

(Patrocinado por Gas Natural)

Deja tu comentario